Por qué se debe aportar valor a la curación de contenidos

12-02-2018 .- Europac

No contar con una estrategia de contenidos adecuada, planificada en base a unos objetivos, llevará a cualquier empresa al fracaso al gestionar sus perfiles en las redes sociales. Si no se dedican esfuerzos a elaborar mensajes interesantes, que llamen la atención de los usuarios y les aporten valor, será prácticamente imposible conseguir seguidores para las cuentas de la compañía y crear una comunidad de consumidores y potenciales clientes identificados con los valores de la marca.

El buen contenido es la mejor arma que tiene cualquier empresa en los medios sociales para diferenciar su propuesta de la del resto de competidores, por eso no se deben escatimar recursos -humanos y económicos- en la creación de mensajes corporativos que resulten de interés, adaptándolos a las características de cada uno de los soportes y las plataformas en las que se vayan a compartir.

Además de llevar a cabo, de manera planificada, ese esfuerzo creativo de elaboración propia, también se pueden compartir textos, imágenes, vídeos, noticias… elaborados por otros individuos, instituciones o medios de comunicación. Se trata de una manera muy recomendable de aportar valor a los seguidores de una marca en social media proporcionándole una variedad de enfoques que enriquece la conversación y hace más atractivo el perfil de la compañía.

Sin embargo, saber identificar qué elementos son susceptibles de ser compartidos en las cuentas de la empresa no es tampoco tarea fácil y requiere la dedicación de tiempo y recursos para resultar una tarea efectiva. Los contenidos seleccionados deben estar alineados con la identidad y los objetivos de la compañía, así como del público objetivo al que se dirige en las redes sociales.

Elegir estos elementos externos es tarea del responsable de contenidos o del gestor de las redes sociales de la compañía. En algunas empresas de gran tamaño puede existir incluso la figura del “curador de contenidos” (content curator en inglés), que no es más que el profesional que se encarga de buscar, entre toda la información que se publica en Internet, esos mensajes relevantes tanto para los objetivos de la marca como para el interés de los usuarios.

Hay que tener en cuenta que seleccionar informaciones o elementos audiovisuales interesantes no es suficiente para llamar la atención de los usuarios, puesto que cada día, de media, están expuestos a más de mil mensajes a través de los medios sociales. Por eso la compañía debe ir más allá de la mera curación de contenidos y proporcionar algo más: añadir un comentario que analice el texto, la opinión de un experto de la firma sobre esa noticia relevante, un gráfico que profundice en el asunto o, simplemente, la motivación necesaria para que el usuario interactúe con el mensaje y lo comparta o señale que “le gusta”.

Ahí es donde radica el reto de la curación de contenidos, un proceso que se podría bautizar como “el de las cuatro eses”, según su nombre en inglés: search, select, sense making and share. Es decir, tras la búsqueda de la información y la selección, resulta fundamental la adecuación de los contenidos a los intereses de la marca para proporcionar esa razón adicional que haga a los usuarios seguir al perfil de la compañía en lugar de acudir por sí mismos a la fuente original.

 


Manuel Moreno

Manuel Moreno es periodista licenciado por la Universidad Complutense de Madrid y formado en la Ohio State University (EE.UU.), donde fue el primer español becado para cursar el Kiplinger Program en Periodismo Digital. Experto en Internet, Redes Sociales y Periodismo digital, colabora con varios medios de comunicación como el programa “La Linterna” en Cadena COPE y el diario digital Cuarto Poder. Ha conducido la sección de redes sociales del programa “A punto con La 2” de TVE y durante más de cinco años fue coordinador de redacción en El Mundo. Imparte habitualmente clases y conferencias sobre Social Media, periodismo digital, creación de contenido para Internet, gestión de entornos digitales, Marca personal así como talleres de uso de LinkedIn, Facebook, Twitter y otras plataformas. Es autor de tres libros: “El Gran Libro del Community Manager“, publicado por Gestión 2000 (Grupo Planeta), que ha alcanzado su 11ª edición; “Cómo Triunfar en las Redes Sociales“, Gestión 2000, que ha logrado la 3ª edición y “Yo También La Lie Parda en Internet“, por Alienta Editorial. En abril de 2018 verá la luz su cuarto libro.